10 aportaciones médicas 100% mexicanas triunfan en el mundo


 

Es normal que pensemos que aquellos países desarrollados, que poseen facilidades económicas son quienes más aportan al mundo de la investigación científica y dan las mayores contribuciones a la medicina.

No siempre es así. México cuenta con cientos y cientos de personas que trabajan a diario en estas disciplinas, y que poseen una capacidad intelectual superior al resto, lo que hace que desarrollen productos, así como servicios, para preservar la salud y bienestar de la población.

Recientemente, Jorge Torres, quien realiza labor científica en la Universidad de California (UCLA), encontró que varios de los medicamentos proporcionados a pacientes con cáncer no terminan por aniquilar a las células cancerosas, así que desde hace cinco años se puso a trabajar en la búsqueda de una solución más efectiva para dicho padecimiento, y encontró algo que podría dar mayor esperanza a quienes lo padecen.

Como explica El Universal, Torres vio que si se suprime la proteína STARD9 de dichas células, éstas no pueden reproducirse y en determinado tiempo terminan por desintegrarse. "Con los resultados de este estudio estamos abriendo las oportunidades para el tratamiento de todas las posibilidades de cáncer", comentó el biólogo.

El Papanicolau es el estudio que se les practica a todas las mujeres para la detección oportuna de células malignas o de algún virus, como el del Papiloma Humano (VPH), que podría desencadenar algún tipo de cáncer. Resulta ser que según una investigación realizada por el Instituto Mexicano del Seguro Social (IMSS), esta prueba llega a tener un margen de error de hasta un 40 por ciento.

Un conjunto de investigadores de la UNAM, comandados por Jaime Berumen, propusieron un nuevo estudio de mayor eficacia para detectar la presencia del VPH. Consiste en extraer elementos de la zona en la que probablemente haya daños para analizar su composición y ADN, y así conocer con exactitud qué tipo de virus se trata y con ello, aplicar el tratamiento correcto.

Mario Enrique Rodríguez García es un físico que trabaja en el Centro de Física Aplicada y Tecnología Avanzada (CFATA) de la UNAM. Rodríguez, en conjunto con otros colegas, encontró que entre muchas otras propiedades, el nopal es una fuente muy rica de calcio, así que decidieron limpiar, deshidratar y pulverizar esta planta para dárselo a un grupo de mujeres, mayores de 50 años y que atraviesan por la etapa de la menopausia, con la intención de prevenir la osteoporosis.

Después de tres años de trabajo, las señoras que han consumido este producto y que se encontraban en la fase previa a la osteoporosis denominada osteopenia, se han mantenido con la misma densidad mineral ósea.

Según medicinadigital.com, Saúl Santillán y Serafín Castañeda, académicos del Centro de Diseño Mecánico e Innovación Tecnológica (CDMIT) de la Facultad de Ingeniería de la UNAM, crearon un ventilador que puede tomar decisiones propias y así, suministrar el aire necesario a pacientes que se encuentren en terapia intensiva.

El ventilador se ha convertido en el primer aparato inteligente de uso médico que existe a nivel mundial. Aunque es automático, también puede ser controlado de forma remota, mediante una red de telecomunicaciones.

Yolanda Elva de la Garza Casas es la directora de la Facultad de Salud Pública y Nutrición de la Universidad Autónoma de Nuevo León (UANL). Esta mujer, preocupada por el grave problema de desnutrición en nuestro país, desarrolló un software denominado Nutris, programa que es utilizado en centros de salud en donde se ingresan los datos del paciente (edad, peso, estatura, entre otros), para hacer la medición adecuada y proporcionarle la atención y la dieta que necesita para mantener su salud.

Asunción Lara y otras personas que laboran en el Instituto de Psiquiatría Juan Ramón de la Fuente, echaron a andar un proyecto para combatir la depresión postparto, un problema que afecta al 20 por ciento de las mujeres en nuestro país.

Luego de varios estudios, Lara concluyó que las futuras madres que se someten a programas de educación psicoeducativa antes de dar a luz, son menos propensas a sufrir dicho mal. Esto les ayudará a tomar mejores decisiones, su atención estará focalizada hacia un solo punto y podrán continuar con su vida laboral de forma normal. Este tipo de terapias se llevan a cabo en cualquier institución pública que cuente con el servicio de psiquiatría.

El ingeniero en Comunicaciones y Electrónica, Alfonso Gutiérrez Aldana, comandó a un grupo de científicos que trabajaron en la creación de un sistema de transmisión de electrocardiogramas, el cual permite realizar diagnósticos cardiacos y enviarlos en tan sólo cinco minutos a una unidad de salud especializada.

El denominado sistema de asesoría remota en caso de enfermedades cardiovasculares, permite realizar un diagnóstico a distancia a quienes tengan problemas de corazón. Funciona con microcontroladores, una computadora, un teléfono, un módem y un programa informático especial.

Luis Ernesto Miramontes Cárdenas fue un químico nacido en Tepic, Nayarit, sumamente destacado a nivel nacional e internacional. En 1951, Miramontes fue el primer científico en lograr la sinterización de la noretisterona, el elemento activo y básico para la conformación de las píldoras anticonceptivas.

El egresado de la UNAM, junto con otros dos ayudantes, así como la compañía química nacional Syntex, fueron los primeros en recibir la patente de dicho medicamento, que se ha convertido en uno de los de mayor trascendencia en la historia moderna.

Investigadores del Departamento de Ingeniería Eléctrica del Centro de Investigación y Estudios Avanzados (Cinvestav) crearon el modelo de una prótesis inteligente de brazo, la cual permite que el paciente que carece de dicho miembro, tenga mayor posibilidad y control de movimientos, gracias al uso de electrodos.

Además de tener un precio mucho menor en comparación de otras fabricadas en diferentes países, esta prótesis se adapta a las necesidades y características de quien la usará; además de que previo a su implantación, se hacen ensayos gracias a un software especial desarrollado para este proyecto.

Bioskinco es una empresa mexicana que se encarga de producir piel, por así decirlo, sintética, la cual ayuda a regenerar las células que han sido afectadas por una quemadura o accidente, y cuya cicatrización no ha sido la mejor.

Epifast es el nombre de dicho producto, el cual es un aloinjerto de piel humana que reduce hasta en un 50 por ciento el tiempo de cicatrización. Es elaborado con queratinocitos vivos, mismos que estimulan la producción de las células epiteliales del paciente.


 


Autor
Montserrat Arqué / El Universal
 
Fecha de Publicación
19/Dic/2011